Syndicate content

User login

Advertisement

Add content

Cumbre de la Juventud


Margaret Rivera




El 3 de noviembre, la Comisión Hispana de Delaware celebró su tercera Cumbre Latina y patrocinó la segunda Cumbre de la Juventud

La Cumbre de Liderazgo Juvenil reunió a más de 60 estudiantes de varias escuelas secundarias de todo el estado. El tema de la Cumbre Latina fue el compromiso cívico. Por lo tanto, el objetivo del componente de la juventud era lograr que los jóvenes hispanos adquirieran una mejor comprensión del compromiso cívico y compartir ideas sobre cómo pueden convertirse en líderes, defensores y crear un cambio de impacto en sus comunidades. La Cumbre de la Juventud estuvo presidida por Miguel Tapia, estudiante de la Universidad de Columbia y egresado de la Escuela Salesiana. Él e Isa Oriol, José García-Cintora, Itza Hernández (también estudiantes universitarios) ayudaron a conformar la planificación de la Cumbre de la Juventud. Ellos fueron apoyados por Wanda López de $tand By Me, y por Margie Rivera de ASPIRA Delaware.

Yessenia Tolentino, graduada de la Universidad de Delaware y miembro del personal de Las Americas ASPIRA Academy dio un poderoso discurso de apertura. Ella compartió sus experiencias del Movimiento de los DREAMERS. Los "Dreamers” (Soñadores) son aquellas personas que están aquí sin documentación legal, a menudo peyorativamente referidos como "ilegales", pero que vinieron a este país como niños, y en algunos casos como infantes. Yessenia, como ciudadano de los Estados Unidos, sintió la necesidad de unirse al "movimiento" para dar voz a aquellos que no podían hacerlo por su cuenta y que también temían por las repercusiones. Ella proporcionó ejemplos sinceros de esta lucha que todavía persiste hoy día. Yessenia también compartió su experiencia cuando, junto con cientos de estudiantes, caminaron a Washington, D.C. para hacer sus voces conocidas en apoyo al Dream Act. Fue desalentador pero emocionante saber que podríamos hacer "algo" más allá de mantenernos al margen. Aunque la aprobación del Dream Act fracasó, el mensaje fue fuerte y claro, que estamos aquí para quedarnos y que "unidos venceremos". A través de la Cumbre de la Juventud los estudiantes de secundaria aprendieron más sobre el compromiso cívico, y también lo importante que es lograr una educación superior. Miguel Tapia facilitó el segundo componente de la cumbre y se centró en:

o Liderazgo: Animarlos a encontrar su pasión, y lograrla a través de educación y participación en la comunidad.

o Defensoría: Ayudarles a entender cómo convertirse en defensores en sus comunidades escolares, locales y estatales.

o Cambio: Enseñarles el proceso de organización y colaboración con respecto a un tema para lograr cambios.

En conclusión, la Cumbre de la Juventud proporcionó:

Un llamado a la acción:

1. Continuar con la educación superior

2. Alentar a los estudiantes a involucrarse en temas que son importantes para ellos

A través de los esfuerzos y el apoyo de la Comisión Hispana de Delaware y otros, el objetivo final es el establecimiento de un Consejo Juvenil estatal que involucre a los jóvenes, apoye su educación y desarrolle su liderazgo.




Youth Summit

On November 3rd, Delaware Hispanic Commission held its 3rd Latino Summit and sponsored the 2nd Youth Summit.

The Youth Leadership Summit brought together over 60 students from various high schools throughout the state. The theme of the Latino Summit was civic engagement. Hence, the goal of the youth component was to have Hispanic youth gained a better understanding of civic engagement and to share ideas on how they can become leaders, advocates and create impactful change in their communities. The Youth Summit was chaired by Miguel Tapia, Columbia University student and graduate of Salesianum High School.  He and Isa Oriol, Jose Garcia-Cintora, Itza Hernandez (also college students) help shaped the planning of the Youth Summit. They were supported by Wanda Lopez of $tand By Me and Margie Rivera, ASPIRA of Delaware.

Yessenia Tolentino, graduate of the University of Delaware and member of staff from Las Americas ASPIRA Academy gave a powerful keynote address. She shared her experiences of the Dreamers Movement. The “Dreamers” are those who are here without legal documentation, often derogatively referred to as “illegals” but who came to this country as children, and in some cases as infants. Yessenia as citizen of the U.S. felt the need to join the “movement” to give voice to those who could not do so on their own and who also feared backlash. She provided heartfelt examples of this struggle which still permeates today. Yessenia also shared her experience whereby hundreds of students walked to Washington, D.C. to make their voices known in support of the Dream Act. It was daunting yet exhilarating to learn that we could do “something” not stand on the sidelines. Though passage of the Dream Act failed, the message was loud and clear we are here to stay and “united we stand”.  Through the Youth Summit the high school students learned more about civic engagement and that it is also very important to seek higher education. Miguel Tapia facilitated the second component of the summit and the focus was:

o Leadership: Encourage them to find their passion, and pursue it through education and community involvement.

o Advocacy: Help them understand how to become advocates in their school, local, and statewide communities.

o Change: Teaching them the process of organizing and collaborating around and issue to bring about change.

In conclusion the Youth Summit provided:

A Call to Action:

1. Pursue higher education

2. Encouraging students to get involved around issues that are important to them.

Through the efforts and support of the Delaware Hispanic Commission and others the ultimate goal is the establishment of a statewide Youth Council that engages youth, supports their education and leadership development.

Advertisement

Advertisement

Advertisement