Syndicate content

User login

Advertisement

Add content

Ley Americana del Cuidado de la Salud


NCLR




NCLR condena voto de la Cámara de Representantes para eliminar la cobertura de salud de millones de estadounidenses

NCLR pide al Senado que detenga este ataque contra los niños y las familias de Estados Unidos

En respuesta a la votación en la Cámara de Representantes de los Estados Unidos para revocar la Ley de Cuidado de Salud Asequible (ACA por sus siglas en inglés) y reemplazarla por la Ley Americana de Cuidado de la Salud (AHCA por sus siglas en inglés), el Consejo Nacional de La Raza (NCLR por sus siglas en inglés), en voz de su presidenta y directora Janet Murguía, emitió la siguiente declaración:

"Al votar para revocar la Ley de Cuidado de Salud Asequible y reemplazarla con una ley que socava el concepto mismo de seguro de salud, el Congreso Republicano ha declarado que la salud y el bienestar de los estadounidenses no les preocupa. Al votar en favor de quitar las protecciones que ayudan a asegurar que más estadounidenses tengan acceso a un seguro de salud asequible y de calidad, están intentando llevarnos de vuelta a una época en la que una inesperada emergencia médica podría significar la ruina financiera para las familias trabajadoras.

La ley ACA ha resultado en ganancias significativas para los latinos. Más de 4 millones de adultos latinos y más de 600.000 niños latinos han obtenido cobertura desde 2013, y millones más se han beneficiado de importantes protecciones a los consumidores. La votación de hoy pone en peligro estos logros.

Esta legislación perjudicial permite a los estados despojar de las protecciones federales a las personas con condiciones de salud preexistentes, permitiendo la discriminación debido a la historia médica. Antes de la ley ACA, el embarazo se consideraba una "condición preexistente" y un bebé nacido con un problema de corazón podría ser descalificado para cobertura por toda su vida. Además, el plan Trumpcare permite a las compañías de seguros vender una vez más los planes de salud que no cubren visitas médicas, hospitalizaciones, medicamentos recetados y otros beneficios esenciales para la salud.

Cuando analizó la primera versión del proyecto de ley AHCA del GOP en marzo, la Oficina de Presupuesto del Congreso no partidista estimó que 24 millones de personas perderían su cobertura de salud y Medicaid se reduciría en más de 880.000 millones de dólares. Estas pérdidas se sentirán profundamente en lo referente a la salud y el bienestar de Estados Unidos, la asistencia a la escuela, la productividad de los trabajadores, las quiebras familiares, las barreras a las pequeñas empresas y de muchas, muchas maneras más.

 

La mayoría de los votantes latinos apoya la ley ACA y los esfuerzos para mejorar la ley, no derogarla. Ahora corresponde al Senado escuchar a sus electores y detener este ataque contra los niños y las familias estadounidenses. Si bien este voto es un revés, también debería ser un llamado a todos los que se han levantado y hablado para proteger y defender nuestro sistema de atención de la salud para que continúen activos en este esfuerzo. Necesitamos de sus voces y de su decisión de seguir luchando y responsabilizar a nuestros representantes electos".




The American Health Care Act

NCLR Condemns House of Representatives Vote to Strip Health Coverage from Millions of Americans

NCLR calls on the Senate to stop this attack on America’s children and families

In response to the vote in the U.S. House of Representatives to repeal the Affordable Care Act (ACA) and replace it with the American Health Care Act (AHCA), NCLR (National Council of La Raza) issued the following statement from President and CEO Janet Murguía:

“By voting to repeal the Affordable Care Act and replace it with a law that undermines the very concept of health insurance, the Republican Congress has made a statement that the health and well-being of Americans is of no concern to them. By voting to strip away the protections that help ensure more Americans have access to affordable, quality health insurance, they are attempting to take us back in time to an era where an unexpected medical emergency could mean financial ruin for working families.

The ACA has resulted in significant gains for Latinos. More than 4 million Latino adults and over 600,000 Latino children have gained coverage since 2013, and millions more have benefited from important consumer protections. Today’s vote puts these gains in peril.

This damaging legislation permits states to strip federal protections for people with pre-existing health conditions, allowing discrimination due to medical history. Prior to the ACA, pregnancy was considered a ‘pre-existing condition’ and a baby born with a heart problem could be disqualified for coverage his entire life. Also, the Trumpcare plan allows insurance companies to once again sell health plans that do not cover doctor’s visits, hospitalizations, prescription drugs, and other essential health benefits.

When it analyzed the first version of the GOP’s AHCA bill in March, the nonpartisan Congressional Budget Office estimated that 24 million people would lose their health coverage and Medicaid would be slashed by over $880 billion. These losses would be felt deeply when it comes to American health and well-being, school attendance, worker productivity, family bankruptcies, barriers to small businesses, and many, many more ways.

The majority of Latino voters support the ACA and efforts to improve the law, not repeal it. It is now up to the Senate to listen to their constituents and stop this attack on American children and families. While this vote is a setback, it should also be a call to everyone around the country who has stood up and spoken out to protect and defend our health care system to continue to be active in this effort. We need your voices and your resolve to keep fighting and hold our elected representatives accountable.”

Advertisement

Advertisement

Advertisement